Los 10 Trucos Más Efectivos para Calmar los Nervios al Hablar en Público

10 trucos para hablar en publico

Los 10 Trucos Mas Efectivos para Calmar los Nervios al Hablar en PublicoNo cabe duda de que hablar en público puede llegar a ser realmente intimidante…

¿Te ha pasado que casi te da un ataque cardíaco de ver todas esas personas mirándote fijamente a ver qué tienes que decirles?

En este sentido, numerosos estudios destacan que el temor a dar un discurso puede llegar a ser tan terrorífico para algunas personas, que llegan a enfrentarse a cuadros graves de ansiedad con consecuencias físicas notables, como sudores, enrojecimiento de la piel, desmayos y numerosos temblores.

La buena noticia es que existen algunos trucos sencillos pero efectivos para aprender a calmarte cuando estés al frente, a punto de hablar.

Es esencial que mantengas la calma a la hora de hablar ante un auditorio o grupo de personas, ya que los nervios no sólo transmiten una mala imagen de ti y demuestran inseguridad en lo que dices, sino que además pueden suponer un gran impedimento para realizar labores básicas a nivel personal y profesional.

Todos esos problemas van a desaparecer si sigues estos diez trucos sencillos pero efectivos:

1. Practica antes tu presentación.

Si existe un método eficaz para calmar los nervios, es tener seguridad en lo que vas a decir…

Preparando el discurso en un ambiente agradable antes del evento no sólo conseguirás ser más consciente de tienes dominio sobre el tema a exponer, sino que además favorecerás la relajación nerviosa y lograrás obtener una mayor calma y confianza en tu exposición.

Este método de ensayo previo es además eficaz en muchas otras situaciones de la vida que requieran de tranquilidad, y puede ser utilizado también en el caso de que estés en la búsqueda de empleo y tengas una entrevista de trabajo con uno o varios empresarios que te van a examinar.

2. Pruébate la ropa que usarás en la exposición.

Usar la ropa vas a llevar puesta cuando hables frente al público, te ayudará a saber qué movimientos realizar, y a ponerte en el papel antes del momento crucial. Además te ayudará a eliminar prendas que puedan resultar incómodas, como camisas demasiado estrechas o zapatos que te dificulten caminar.

3. Medita.

Antes de realizar el discurso puedes conseguir la calma necesaria para tu exposición meditando durante 10 minutos mientras cierras tus ojos y concentras tu atención sólo en tu respiración. Esta forma de relajarte es mucho más eficaz de lo que parece a simple vista, y te será muy efectiva para no sufrir de ansiedad antes de hablar en público.

4. Pasea.

Un poco de ejercicio liviano antes de dar un discurso, como dar un breve paseo alrededor del auditorio, favorece la eliminación de la tensión muscular y elimina preocupaciones mentales gracias al aumento de la circulación sanguínea.

5. Recurre al té de tila.

Beber una infusión relajante de tila favorecerá que tus nervios se relajen. Cabe destacar que resulta esencial desterrar los fármacos para relajarse, ya que podrían provocar somnolencia durante la exposición.

6. Evita las bebidas con cafeína.

Las bebidas energéticas o con cafeína deben evitarse a toda costa durante algunas horas antes de hablar en público, ya que su efecto estimulante incrementa la tensión muscular, y con ella, el nerviosismo y la ansiedad.

7. Analiza tu miedo.

Pensar que se hará el ridículo y tener una actitud negativa no favorecerán en absoluto a lo que debes hacer. Analiza fríamente la situación y comprende que el miedo será algo que percibas tú, mucho más que tu auditorio.

Para evitar caer en una espiral de nervios en medio de la presentación bebe agua y sonríe, el público se sentirá conectado contigo.

8. Gánate a la audiencia.

Comienza tu discurso con una buena introducción, que incluya una presentación grata y alguna frase ingeniosa. Así conseguirás que el auditorio esté predispuesto a escuchar lo que digas y no vea tus nervios.

9. No hables de tu nerviosismo.

Aunque estés en un elevado estado de nervios, no comentes con el público que lo estás. Aún cuando te pierdas durante la charla, un porcentaje elevado de la audiencia ni siquiera lo notará.

10. Mira a los ojos.

Conectarte con tu audiencia y hacer que llegue tu mensaje será más sencillo haciendo contacto visual con ellos, uno tras otro. Además te ayudará a que dejes de pensar en tus nervios, porque sentirás que estás hablando sólo con una persona en concreto.

Así que ya lo sabes…

La próxima vez que vayas a realizar una exposición en público. Pon en práctica estos 10 trucos para calmar tus nervios y no morir en el intento.

Mira este Video AHORA Mismo:

Víctor Toscano
TecnicasHablarEnPublico.com

P.D: Si te parece útil esta información, por favor haz clic en “Google +1” y compártelo en “Facebook” y “Twitter”. ¡Muchas Gracias!

P.D.2: ¿Quieres saber cómo yo aprendí a Hablar en Público? Haz clic a continuación:

¡Aprende a Hablar Bien en Público! ¡Haz Clic AQUÍ!
Inscríbete a este curso en linea y descubre cómo Influir con tus Palabras...

Califica este contenido si te parece valioso:

Sobre mi

Un apasionado en el tema de Hablar en Público y el Crecimiento Personal, que pasó de "tímido" a Conferencista Internacional en menos de dos años.

    Encuéntrame en:
  • facebook
  • googleplus
  • linkedin
  • pinterest
  • twitter
  • youtube

Tags: ,

Facebook Comentarios: